La Barceloneta desde arriba

Barcelona derrocha arquitectura por los cuatro costados. La ciudad no deja de sorprenderme con la majestuosidad de sus edificios, unos más conocidos que otros, unos que impresionan más que otros. En la capital catalana todo parece haber sido construido con la precisión y exactitud de un genio.

No son solo las joyas que dejó Antoni Gaudí distribuidas por toda la ciudad: la Sagrada Familia, el Palau Güell, la Casa Batlló y muchas más. No es la majestuosidad geométrica y colorida de la Casa Vicens. Tampoco son las grandes casas de la manzana de la discordia en el Paseo de Gràcia. Se trata de una combinación de todo. Todo el conjunto arquitectónico de Barcelona que atrae a millones de turistas al año.

Barcelona from above

Otro cautivado por la arquitectura catalana fue el fotógrafo húngaro Márton Mogyorósy quien ha utilizado un dron para capturar la ciudad desde el cielo. La serie fotográfica llamada “Barcelona from above” (Barcelona desde arriba) muestra la simetría “Instagram friendly” de la ciudad condal.

Desde el edificio Walden 7 del arquitecto español Ricardo Bofill hasta el orden –y desorden– de las piedras de la playa. También puede apreciarse la simetría arquitectónica de L’Eixample ideada por el urbanista catalán Ildefons Cerdá y los barcos y veletas del puerto. Aquí algunas tomas de la muestra del fotógrafo de 18 años.

Walden 7 y Barcelona desde arriba
El Edificio Walden 7 del arquitecto Ricardo Bofill
L'Example y su simetría desde arriba
El equilibrio simétrico de L’Eixample atravesado por la Avenida Gaudí
Barcelona y su puerto desde arriba
Barcos y veletas en el puerto catalán
La Barceloneta desde arriba
Los techos de terracota y las calles estrechas del barrio de La Barceloneta
Ver esta publicación en Instagram

superblocks

Una publicación compartida de Márton Mogyorósy (@mogyimarci) el

El fotógrafo, que ya cuenta con miles de seguidores en Instagram, no solo ostenta imágenes de Barcelona tomadas desde el cielo. En su perfil en esta red social se pueden ver las tomas que ha hecho con su dron en otras ciudades como París, Viena y Budapest.