Jardín donde hacer un picnic en Barcelona

¿Estás buscando lugares donde hacer un picnic en Barcelona? Bien sea en la playa, en una terraza o en parque, Barcelona es una ciudad con un clima ideal para las actividades outdoor. Te propongo estos cincos espacios verdes, parques o jardines para disfrutar de los rayos del sol y el aroma de las flores en esta ciudad.

Ahora que ya dejamos los días fríos atrás, comienza el verano y con él llega el calor, las ganas de refrescarse en cascadas o en fuentes y por supuesto, quedan los restos de la primavera en la ciudad. Flores por todos lados, árboles rebosantes de hojas verdes y brillantes, y asimismo, un clima cálido que nos permite quitarnos capas y guardar de nuevo en el armario las chaquetas de invierno.

El plan de picnic para el fin de semana es una buena opción para disfrutar del buen tiempo. Además, las playas suelen estar abarrotadas de turistas. Sándwiches de atún o ensaladilla, bebidas bien frías y la compañía de nuestra familia, pareja o amigos, suenan a buen plan. En este sentido, Barcelona dispone de diversos lugares donde disfrutar de una mañana o una tarde soleada encima de una manta. Descubre cuáles son los jardines más bonitos, fotogénicos y acogedores de la ciudad condal.

Jardines de Mossen Costa i Llobera

Es también conocido como el jardín de los cactus. Está ubicado en las faldas de la montaña de Montjuïc desde 1970. Su nombre es un homenaje al poeta mallorquín Miquel Costa i Llobera. Tiene una extensión de seis hectáreas, más de 800 especies de cactus y otras flores y plantas carnosas. Este parque es precioso para hacer fotos, es el más «instagrameable» de todos y además, huele muy muy bien.

Desde este jardín hay vistas panorámicas de la franja litoral y del puerto de Barcelona, que no son visibles desde otro punto de la ciudad. Es un espacio que ha pasado por un importante proceso de remodelación y replantación, pues muchas de sus plantas perecieron en las heladas de 1985 y 1987. Su fácil acceso por medio de una sencilla caminata de diez minutos desde la estatua de Colón en Las Ramblas, hace que sea uno de los más visitados.

¿Dónde está? Ctra. de Miramar.

¿Cuánto cuesta? ¡Es gratis!

El Jardin Mossen Costa i Llobera ideal para hacer un picnic en Barcelona
En este jardín hay más de 800 especies de cactus. Foto: Rebecca Douglas

Laberinto d’Horta

Este histórico jardín está ubicado en el distrito de Horta-Guinardó. Es un espacio romántico y neoclásico con mucha naturaleza y arquitectura. Es un espacio fotogénico por todos lados. A su vez, este lugar plantea un recorrido de vegetación exuberante, estanques y fuentes aunque su atracción principal sea el laberinto de cipreses recortados del cual niños y adultos pueden disfrutar y divertirse. Sin duda, uno de los mejores lugares donde hacer un picnic en Barcelona.

Justo en el centro del laberinto hay una estatua de Eros, el dios griego del amor. La creación de este jardín se debe a la familia aristócrata catalana de los Desvalls y data de 1791. Durante los siglos XVII y XIX fue un importante centro de actividad social pero en 1967 fue cedido al Ayuntamiento de Barcelona, que lo abrió al público como un jardín museográfico. Este espacio tiene muchos árboles, ideales para tumbarse bajo su sombra.

¿Dónde está? Passeig dels Castanyers, 1. Sí, está en una cuesta y alejado del centro de Barcelona, sin embargo, vale la pena hacer el viaje. Es uno de los lugares más bonitos que hay en Barcelona y no es muy concurrido.

¿Cuánto cuesta? 2,23 euros. Los domingos la entrada es gratuita.

El Parque del Laberinto de Horta
El laberinto es la atracción principal de este parque, uno de los mejores lugares donde hacer un picnic en Barcelona. Foto: Culture trip

Jardins de la Tamarita

Está ubicado en el distrito de Sarrià-Sant Gervasi, justo al inicio de la avenida Tibidabo, una de las vías con mayor cantidad de mansiones y edificaciones construidas por quienes fueron los más pudientes de Barcelona. Es un espacio sereno y tranquilo como el barrio al que pertenece. Para muchos es un jardín secreto pues no recibe tantas visitas en comparación con otras áreas verdes de la ciudad. A su vez, hay mesas para jugar ping pong y juegos infantiles.

El jardín –que hoy es la sede de la Fundación Blanquerna– es una de las primeras creaciones del arquitecto y paisajista Nicolau M. Rubió i Tudurí, quien diseñó el espacio en una antigua finca señorial propiedad de los Craywinckel, una familia aristócrata de origen belga.

¿Dónde está? Passeig de Sant Gervasi, 47

¿Cuánto cuesta? El acceso es gratuito.

Así son los Jardines de la Tamarita. Foto: Instagram @xl82

Jardines del Palau de Pedralbes

Se trata de otra creación de Nicolau M. Rubió i Tudurí. El arquitecto se encargó de transformar lo que eran tierras de cultivo en uno de los jardines más señoriales y majestuosos de Barcelona. El área se esconde detrás de un alto muro de 250 metros de largo cuya enorme puerta de hierro deja a la imaginación el elegante parque con su estanque ovalado y árboles frondosos. En este espacio se celebra a su vez el Festival Jardins de Pedralbes durante la primavera y parte del verano, que suele acoger a artistas de todo el mundo de la talla de Miguel Poveda, Sting, Woody Allen y Jessie J.

Los jardines son de diversos estilos: ingleses, románticos y afrancesados. Estos están abiertos para todo el que quiera disfrutarlos. A su vez, si vas a visitarlos, aprovecha para conocer el Palacio Real de Pedralbes, un edificio señorial, que fue la residencia de la Corona española en Barcelona entre 1919 y 1931.

¿Dónde está? Avinguda Diagonal, 686.

¿Cuánto cuesta? Es gratis.

Aquí puedes consultar el horario del jardín y los días que estará cerrado por durante el verano. Nota: no es el típico lugar donde hacer un picnic en Barcelona, es más bien un parque muy elegante para visitar y descansar un rato.

El Umbráculo del Parque de la Ciutadella

En la ciudad también se pueden ver plantas que solo crecen en bosques tropicales. Están en el Umbráculo del Parque de la Ciutadella. Este edificio, de casi 130 años de historia, fue diseñado por Josep Fontserè, el mismo maestro de obras que creó la Ciutadella. La gran estructura de hierro fue pensada originalmente como un museo de ciencias naturales que albergaría esculturas de animales extintos a tamaño real. Sin embargo, el proyecto no prosperó en su totalidad. Del plan original solo hay un gran mamut, el invernadero, el Museo Martorell de Geología y el umbráculo. Este último fue construido para la exposición universal de 1888. Dentro del umbráculo se pueden ver hortensias, gardenias, jazmines y otro tipo de plantas.

En general, todo el parque de la Ciutadella es ideal para hacer un picnic en Barcelona. Cuenta con un gran estanque, zonas con grandes árboles para estar en la sombra y además está muy cerca de uno de mis lugares favoritos de la ciudad, el Arco del Triunfo.

¿Dónde está? Passeig de Picasso, 21.

¿Cuánto cuesta? El acceso es gratuito.

El umbráculo del parque de la Ciutadella un lugar ideal donde hacer un picnic en Barcelona
El Umbráculo del Parc de la Ciutadella está lleno de sombras

Son solo cuatro jardines, no obstante, Barcelona cuenta con muchos otros espacios para disfrutar de un día bajo el sol. Si eres de esas personas que prefiere las plantas a la arena y el mar, visita uno de estos lugares, te van a encantar. Por otro lado, si quieres refrescarte durante el verano, la ruta de las 7 cascadas es tu mejor opción cerca de la ciudad.

En esta ciudad hay planes para todos los gustos. Muchísimos restaurantes, lugares donde tomar un aperitivo o las joyas arquitectónicas como la Casa Vicens en Gràcia, que hacen que vivir aquí, sea todo un privilegio.